Barra de vídeo con temas del blog

Loading...

Gatos - PATRONES DE PELAJE


Gatos
PATRONES DE PELAJE
Cuando se habla del patrón de pelaje de un gato se hace referencia a la distribución de los colores o al dibujo que forman esos colores, ya sea en toda la capa (el conjunto de todo el pelaje que cubre al animal), o bien en el pelo (cada pelo individual) del gato.
A través de décadas y a veces de siglos, ya sea por evolución natural de la especie y de las distintas razas, o bien por la cuidadosa selección aplicada por el hombre, se han desarrollado estos patrones a tal grado, que en la actualidad éstos responden a descripciones precisas y detalladas de sus características particulares.
En esta especie se pueden encontrar gran variedad de estos patrones:
El tabby (atigrado) se le considera el patrón básico del gato y definitivamente es una herencia de sus antepasados salvajes, Felis silvestris libyca y Felis silvestris silvestris, que también lo presentan. Todos los gatos lo poseen, aunque se encuentre “enmascarado” por genes que no le dejan manifestarse y que dan origen a otros patrones.
El tabby está conformado a su vez por dos patrones: el primero es el agutí, en donde el pelo primario (de protección o de guardia) está dividido en bandas o franjas de distintos colores y este esquema o dibujo lo encontramos en el pelo de las zonas claras (color del fondo o base) de una gato tabby, mientras que en las zonas obscuras (marcas o rayas), el pelo primario no tiene bandas o franjas, es decir, que el patrón agutí está ausente. El conjunto de estos patrones integrados da como resultado al patrón tabby, que puede ser de tres tipos diferentes: rayado (macarela), manchado (moteado) y clásico.
El tabby rayado o macarela presenta marcas o rayas largas, delgadas y en forma de bastón en el cuerpo, con una raya estrecha y continua a lo largo de la columna vertebral. La cabeza tiene marcas en la parte posterior, en los cachetes y unas muy características marcas en la frente que asemejan una letra “M”. Asimismo, presenta marcas en forma de collares en el cuello y en el pecho, otras en forma de brazalete en todos los miembros y marcas en forma de anillos en la cola.
El tabby clásico (tabby blotched) presenta las mismas marcas en la cabeza, en el cuello, en los miembros y en la cola, pero en el cuerpo, a diferencia del tabby rayado, aparecen unas marcas grandes, anchas y bien definidas. De preferencia, el tabby clásico debe tener en los flancos una gran marca central en forma de ostra rodeada de anillos continuos y una marca en forma de mariposa a la altura de los hombros.
El tabby manchado o moteado (tabby spotted), presenta también las mismas marcas en la cabeza, en el cuello, en los miembros y en la cola, pero el cuerpo presenta manchas o motas pequeñas y de diferentes formas (redondas, ovaladas, triangulares, en rosetón, en diamante), pero que no se unen entre sí.

Fuente: Enciclopedia Felino 2011