Barra de vídeo con temas del blog

Loading...

Tu Primer Hámster


Tu Primer Hámster
Manual para iniciarte en el cuidado de tu mascota
He escrito este pequeño aporte con la intención de ayudar a todo aquel que deseé iniciarse en la cría de estos adorables pequeñines que son los hámsters, espero te sea de gran ayuda y te sirva para aclarar las dudas que puedas tener sobre estas increíbles mascotas.
Recuerda visitar regularmente www.tuhamster.com  donde siempre encontrarás un artículo reciente sobre todo lo que significa tener un hámster como mascota.
Espero encuentres utilidad de este manual,  Juan Manuel Montilva
Director de www.tuhamster.com
Introducción
Observar a tu hámster desplazarse ágilmente por los túneles y demás compartimientos de su jaula, verlo correr velozmente en su rueda de ejercicio, ver como introduce más y más comida en sus mejillas hasta parecer que van a explotar, es todo un espectáculo, y es que en verdad estos pequeñines parecieran no cansarse nunca….
Existen muchísimas razones para seleccionar un hámster como mascota, cada persona tendrá su razón particular, y es que son muchos los motivos que hacen del hámster un compañero ideal.
Empecemos por su carácter, un hámster domesticado es un ser sumamente dócil y querendón, el reconoce tu aroma y buscará tu compañía apenas perciba tu presencia.
Hablemos ahora del cuidado, estos pequeñines no exigen demasiado de sus dueños, tan sólo requieren una jaula de tamaño adecuado, que se la aseen una vez por semana.
Cuidar de ellos es fácil, no producen olores desagradables, no son molestos para nada y no ensucian como lo hace un animal de mayor tamaño.
Son ideales cuando no se cuenta con mucho espacio, por eso las familias que viven en pequeños apartamentos y desean adoptar una mascota le dan la bienvenida….
Si le proporcionas juguetes suficientes a tu animalito, éste no se cansará de jugar, y será la delicia de quienes lo observen…
Como sucede con todas las mascotas, si le das cariño a tu hámster este te lo retribuirá de igual manera. Proporciónale una jaula cómoda y espaciosa, pero también proporciónale cariño, dale suficiente comida cada día pero también dale amor y tendrás contigo un amigo.
Recuerda que como ser vivo, tu hámster también tiene sentimientos, tendrá sus momentos de alegría, pero en ocasiones se puede sentir triste, al llegar a su  nuevo hogar tendrá miedo, no sabe a qué se enfrentará, te toca a ti cómo su propietario hacer que se sienta seguro…
Fuente: Juan Manuel Montilva

La Guía Del Hámster Sano y Feliz