Barra de vídeo con temas del blog

Loading...

CAPÍTULO 9 *LO ASEO PARA QUE ME RESPETE.



Resultado de imagen de asear al perro   Resultado de imagen de asear al perro

-Este perro es mío, me pertenece
- ¡No! Tú sólo eres su educador
, su tutor. Él, como las estrellas los
árboles o tú mismo, pertenece
a la Naturaleza. Respétalo y haz
que te respete pues en el fondo sois
la misma cosa.

CAPÍTULO 9
*LO ASEO PARA QUE ME RESPETE.
EL COCHE
1º Es importante que desde el principio cepilles regularmente a tu cachorro independientemente del tipo de pelo que tenga. Es muy importante tanto en su higiene como en su educación. Pídele consejo a tu veterinario o peluquero canino sobre los productos que tengas que utilizar, cuando comenzar a bañarlo, frecuencia de baños,…
2º No importa si a tu cachorro no le gusta el baño o el cepillo. Tienes que acostumbrarlo a que se deje bañar y cepillar. Si no, puede que en poco tiempo sólo se deje tocar cuando él quiera. Si gruñe, intenta morder o, simplemente, tienes miedo, es muy útil acostumbrarlo a ponerle un bozal antes de bañarlo o cepillarlo.
4º Cepíllale los dientes de forma regular y comenzando lo antes posible. Será muy útil para su higiene bucal y así se habituará a que manipules su boca.

5º Acostumbra a tu cachorro al coche. Pequeños trayectos al principio. Hay perros que vomitan, salivan. Síguelo intentando. Puedes ayudarte al principio de ciertos fármacos (siempre bajo supervisión veterinaria). Al final la mayoría se acostumbran si los llevamos varias veces a la semana.
6º Si notas que tu perro tiene miedo (tiembla, saliva, mete el rabo entre las piernas) al realizar cualquiera de estas actividades procura ser cuidadoso y que las primeras experiencias sean lo más agradables posible.


Fuente: MANUAL BÁSICO PARA LA
EDUCACIÓN DEL CACHORRO
Pedro Estévez Iván Ramil