4/30/2013

El sentido del humor del perro



El sentido del humor del perro
El veterinario Nicolas Dodman, director del departamento de comportamiento animal de la Universidad de Tufts (Massachusetts) aún va más lejos. Este científico afirma que el perro no solo es capaz de sonreír sino que, además, tiene su propio sentido del humo
Los estudios de la expresión facial del rostro del perro revelan cuándo un can sonríe y está feliz. Las imágenes permiten advertir cuando la boca del can se curva para esbozar su particular sonrisa.
En definitiva, aunque la unanimidad es ardua de conseguir entre la comunidad científica, muchos son los investigadores que no dudan de las emociones de perros y gatos. Entre ellas, de su capacidad de sonreír, reír y ser felices.

¿Los gatos también ríen?

Si los perros ríen, emiten sonidos que pueden definirse como una carcajada canina y tuercen su boca en un gesto que los expertos identifican con una sonrisa, ¿qué pasa con la sonrisa de los gatos?
La sonrisa del gato es más difícil de identificar
Detectar la mueca de la felicidad en un felino sería más complicado, dada su fisionomía. La boca del gato ya está por naturaleza algo curvada, por lo que distinguir una posible sonrisa es más difícil que en el caso del can.
Etiquetas:
Fuente: www.consumer.es

4/29/2013

Seis accidentes domésticos peligrosos para el perro



Seis accidentes domésticos peligrosos para el perro


 Intoxicaciones con plantas o productos de limpieza
Ciertas plantas como la poinsetia o flor de Pascua y el rododendro resultan tóxicas para el perro.
Los productos de limpieza que están fuera de armarios y sin cerrar de manera correcta también llaman la atención del perro, que los puede ingerir.
Además de las sustancias que usamos para limpiar la casa, como el jabón o la lejía, a los perros les llama la atención el sabor dulce del anticongelante para los coches, por lo que hay que mantenerlos fuera de su alcance.
En caso de que se sospeche que el perro ha ingerido cualquier sustancia tóxica, es recomendable acudir cuanto antes al veterinario con una muestra. Si el perro vomita y el dueño desconoce la sustancia tóxica que ha tomado, se puede recoger una muestra del vómito, para dilucidar qué tratamiento se debe aplicar.
4. Electrocuciones por el mordisqueo de cables
La electricidad es un factor de riesgo para el perro en casa. Los cachorros suelen ser los más propensos a sufrir descargas eléctricas por morder cables. Los perros jóvenes (entre tres meses y un año de edad) tienden a meter en su boca todo tipo de objetos, y los cables les pueden resultar un atratractivo juguete, similar a una cuerda.
Una descarga eléctrica potente puede provocar al perro graves quemaduras internas. El camuflaje de los cables debajo de las alfombras o detrás de los muebles es una forma de prevenir que el perro los muerda.

5. Caídas de los perros desde el balcón de casa

Los cachorros suelen ser los protagonistas de las caídas desde el balcón de casa. Son muy activos y, si la terraza no está bien protegida, corren peligro de caer al vacío y sufrir fracturas.
La supervisión de los dueños mientras el perro está en la terraza es fundamental para evitar caídas que pueden tener graves consecuencias para el animal.

6. Quemaduras del can en la cocina

La cocina es uno de los lugares donde más riesgo de sufrir un accidente doméstico tienen los perros. Los alimentos calientes pueden derramarse sobre el can y provocarle graves quemaduras.
La prevención de accidentes en la cocina con el perro es fundamental y, para ello, lo más recomendable es evitar que el can entre sin la supervisión de sus dueños
Fuente: www.consumer.es

4/25/2013

¿Sonríen los perros?


  

¿Sonríen los perros?
Un perro emite sonidos y curva su boca cuando es feliz, gestos que los científicos identifican con la risa de los humanos
Sonrisas y carcajadas no son gestos exclusivos de las personas. Los perros también se ríen, afirman los expertos. ¿Quién no ha tenido alguna vez la sensación de un perro o un gato le sonreía? Este artículo explicacómo y cuándo se ríe un perro y cómo distinguir esta peculiar y bonita sonrisa canina en un animal feliz. Y por qué la sonrisa del gato es más difícil de distinguir.

La risa del perro, una emoción muy real

Un perro no solo es capaz de ponerse contento y mostrarlo con enérgicosmovimientos de su cola. El can, además, sabe reírse y puede lucir su peculiar sonrisa canina casi de oreja a oreja, afirman los expertos. Es decir, la risa que muchos propietarios creen distinguir en sus peludos amigos mientras juegan con ellos es, en efecto, lo que parece: una bonita sonrisa de un animal feliz.
Muchas emociones que se pensaban exclusivas de los humanos tienen su réplica en los animales
Amor, comunicación, comprensión hacia las sentimientos de los demás... Poco a poco, muchas emociones que se creían exclusivas de las personas se han encontrado entre los animales. Y la sonrisa de los perros es una de ellas. Sea el equivalente exacto de la risa humana o no, de lo que no hay duda es que se trata de un gesto con el que el perro comunica sus sentimientos de felicidad.
El primero en rendirse ante los encantos de la sonrisa del perro, y en estudiarla, fue el premio Nobel de Medicina, Konrad Lorenz. El científico, autor de best-sellers, describió la risa del can en su libro 'El hombre conoce al perro ' ('Man Meets Dog', Routledge, 2002). Konrad decía que "al sonreír, el perro abre de forma ligera sus fauces y enseña un poco su lengua".
El gesto de sonrisa del perro es, por lo demás, muy similar al que produce la cara de una persona feliz. El ángulo de la boca del can se hace más pronunciado, y se estira casi de oreja a oreja.
La risa de un perro es más fácil verla cuando el animal juega con alguien que le quiere y le trata con cariño. También cuando pasa un buen rato en compañía de otros peludos amigos, sean gatos y otros canes.
Fuente: www.consumer.es

4/24/2013

CONSEJOS GENERALES PARA EL CUIDADO Y COMPRENSIÓN DE GATOS ADOPTADOS



CONSEJOS GENERALES PARA EL CUIDADO
Y COMPRENSIÓN DE GATOS ADOPTADOS
INTRODUCCIÓN
En primer lugar, queremos darte la enhorabuena por haber adoptado a tu futuro amigo y
ayudar en la labor de ofrecer un nuevo hogar a un animal abandonado. Creemos que
esta decisión que has tomado es importante, por lo que debes plantearte las responsabilidades
que supone incluir un animal en tu vida y las dificultades que esto implica.
Has elegido adoptar un animal, pero ¿por qué un gato?
Con este folleto, nuestra intención es ayudarte a comprender y a “educar” mejor a estos
encantadores personajes. Pero, ¿realmente se puede educar a un gato?
GATO O PERRO
Son especies diferentes y su comportamiento por lo tanto, tampoco tiene mucho que ver. Esto no significa, que los gatos no sean cariñosos, o no hagan caso. Cualquiera que haya tenido un gato sabe, que puede ser tan divertido, cariñoso o expresivo, como un perro.
El hecho de que los gatos sean muy limpios en casa y no necesiten salir al exterior, los está convirtiendo en uno de los animales de compañía preferidos.
Se dice que dan menos trabajo que un perro, ya que no es necesario sacarlos a pasear. Pero, incluso un gato exige un tiempo mínimo de dedicación diaria, no sólo para su limpieza y alimentación, sino también para un rato de juego.
Es indiscutible que cuanto más tiempo le dediquéis a vuestra mascota jugando activamente
con ella, más estrecha será la relación afectiva con vosotros y más sociable será el animal. Si adoptáis un gato porque “no tenéis tiempo de tener un animal”, sinceramente es mejor no adoptar ninguno.
Así que, ya dispuestos a dedicarle algo de vuestro tiempo, a asumir unos gastos económicos
y a compartir lo que pueden ser hasta 15 o 16 años de vida, sólo os queda disfrutar de su compañía.
CACHORRO O ADULTO
Quien haya tenido la oportunidad de jugar y observar un gato pequeño, coincidirá que
hay pocas cosas más tiernas y divertidas que un gatito. Al adoptar un cachorrito sabrás
con mayor certeza la edad que tiene, pero no tanto sobre su futuro carácter, ya que influye
bastante la educación que reciba. Muchos gatos “antipáticos” han vivido desde pequeñitos
en una casa y han sido perfectamente maleducados por sus dueños.
Si te decides a tener un gato pequeño, deberás realizar más esfuerzo y dedicarle más
tiempo que a un gato adulto. En cualquier caso, todos los gatitos tendrían que estar hasta
los dos meses de edad con su madre, y no deberían destetarse antes.
Un gatito quiere jugar constantemente, inspeccionar y curiosear. La etapa desde los 3 a
los 8 primeros meses puede ser una dura prueba para nuestra paciencia, cuando deciden
escalar cortinas, trepar por las estanterías o esconderse en cualquier cajón o armario.
Si no tienes otro gato en casa y tu gatito va a tener que quedarse sólo muchas horas, ¿por qué
no te planteas adoptar a dos hermanitos? Al poder entretenerse entre ellos, se facilitará bastante
su educación. Tener dos gatos no supone invertir más tiempo, ni mucho más dinero.
En un gato adulto muchas veces no podremos estimar su edad con exactitud, pero sí será
fácil determinar cómo es su carácter (extrovertido, tímido, cariñoso, independiente…). Para
los niños es a veces más recomendable adoptar un gato cuyo carácter conocemos.
Siempre tendrán ganas de jugar, aunque en general de una forma un poco más tranquila
y disciplinada que los pequeños. Incluso el gato más viejo estará encantado de intentar
“cazar” una pelota o un ratoncito de peluche.
La mayoría de los gatos adultos que recogemos son muy cariñosos y están muy agradecidos
de tener un nuevo dueño y hogar.
Fuente:  ANAA
Asociacion Nacional Amigos de los Animales

4/23/2013

De la alimentación de tus mascotas



De la alimentación de tus mascotas
¿Sabes cómo cuidarlas para que estén sanas y así demostrarles tu cariño?
Su alimentación, como la de cualquier ser vivo, es muy importante para que tengan un desarrollo sano y se mantengan libres de enfermedades. Como ellos han sido domesticados por el hombre, su alimentación es responsabilidad de sus dueños.
Los perros y los gatos, si bien son diferentes entre sí, también lo son del hombre. Tienen necesidades nutricionales distintas y algunos de nuestros alimentos pueden hacerles daño. Por esto, les tienes que dar un alimento balanceado especialmente preparado para ellos.
¿Sabías que?
Gatitos Entre las 6 y las 8 semanas de edad, los gatitos dejan de consumir leche materna, por ello poco a poco y a partir de las 3 ó 4 semanas de edad, se debe incluir en su dieta alimento sólido especial; que les provea el doble de energía que un alimento para gatos adultos.
Adultos
Los gatos adultos pueden ser muy especiales en cuanto a su alimentación. Sus gustos varían de uno a otro y por temporadas. A ellos les interesa particularmente la textura del alimento y poder así disfrutar de su comida a lo largo del día y en pequeñas raciones.
Si les das alimento de lata, puedes dejarlo a su alcance hasta por dos horas. Si es seco, como las croquetas, se puede dejar en su plato todo el día.
Viejos
Con la edad, el nivel de actividad de un gato disminuye normalmente, así como su metabolismo. Por ello, se debe tener especial cuidado con la obesidad, reduciendo las raciones de su alimento o
sustituyéndolo por uno con más fibra, según las recomendaciones del veterinario.
Consejos para tener una mascota sana y feliz
1. Si tu mascota come comida casera, puedes hacerle el cambio a alimento completo y balanceado poco a poco, de la siguiente manera:
- Sigue dándole comida casera añadiéndole un poco de alimento completo y balanceado.
- Cada día añade más alimento completo y disminuye una pequeña cantidad de comida casera, de tal manera que en 12 días tu mascota esté comiendo alimento balanceado únicamente. A partir de que lo haga, no vuelvas a mezclar comida casera, ya que estarías desbalanceando la nutrición exacta que requiere.
Fuente: Enciclopedia Felina 2011

4/22/2013

Calendario de vacunación



Calendario de vacunación
Es importante la correcta vacunación de los perros, cachorros y adultos contra las enfermedades más comunes: Parvovirosis, Moquillo, Hepatitis, Leptospirosis, Rabia, Tos de las Perreras, enfermedad de Lyme, Coronavirus, ....
Existen un sinfín de enfermedades contra las que podemos realizar una vacunación de los perros ; el tipo de vacuna y pauta de la vacunación debe aconsejarla su veterinario, dado que dependerá de:
Edad y raza del perro. Si el cachorro se ha destetado tempranamente, deberá vacunarse a las 6 semanas contra la Parvovirosis, pero si tiene más de 2 meses, se le puede inmunizar contra un mayor número de enfermedades en la misma vacunación. Las enfermedades de mayor riesgo para los cachorros jóvenes son el Moquillo y la Parvovirosis, y son las primeras que deben administrarse. En cuanto a la raza, el Pastor Alemán, Rottweiler, Bóxer y Pit Bull entre otras presentan un elevado riesgo a padecer Parvovirosis, Moquillo y Coronavirus, por lo que deben realizar la vacunación a esos perros especialmente contra estas enfermedades víricas. Estado inmunológico del perro. Si el cachorro estaba tomando la leche materna en el momento de adqui-rirlo, deberemos esperar unas semanas (2-3) hasta vacunarlo para evitar que los anticuerpos de la vacuna se solapen con los que le ha proporcionado la leche materna, pudiendo anular el efecto de ambas, quedan-do el cachorro sin protección alguna. También debe considerarse si la madre estaba correctamente vacuna-da y desparasitada, es decir, con un buen estado inmunitario, ya que ello será un seguro de las defensas del cachorro. Si el cachorro está correctamente alimentado (y su madre), con un peso corporal correcto, es más probable que su estado inmunológico sea óptima y, en caso de infección vírica o bacteriana, pueda hacer frente a dichas infecciones Zona geográfica en la que habite el perro. Determinadas áreas geográficas presentan una mayor prevalencia de enfermedades tales como Moquillo, Parvovirosis,... En zonas rurales, en las que no todos los ani-males están vacunados adecuadamente, o en áreas en las que existen perros asilvestrados, el riesgo de enfermedades víricas es mayor, y la vacunación debe ser completa. Su veterinario habitual le recomendará el protocolo adecuado en función de cada situación concreta. Hábitos del perro. Si el cachorro convivirá con otros perros, ya sea porque se dedicará a competiciones de belleza o de Agility, los perros cazadores o los que viven en criaderos, presentan un mayor riesgo de contraer enfermedades víricas, y su vacunación debe ser estricta y completa.
Existen ciertas razas con una mayor predisposición a determinadas enfermedades. Así por ejemplo, los cachorros de Rottweiler presentan un mayor riesgo frente a enfermedades tales como la Parvovirosis, Moquillo o Coronavirus, y deben vacunar a los perros frente a ellas.
Los cachorros o perros con un deficientes estado inmunológico deberán seguir unas pautas vacunales más completas para poseer suficientes defensas.
Los cachorros o perros que acudan a exposiciones o se dediquen a cría o que convivan con más perros (criaderos, residencias, ...) deben ser especialmente inmunizados contra la Tos de las perre-ras.
Los perros que habiten en zonas en las que el riesgo de infección por garrapata sea elevado, deberán ser vacunados contra la Enfermedad de Lyme. Quién mejor puede aconsejar la pauta vacunal de un cachorro o perro es el veterinario, ya que analizará las características individuales de cada perro y escogerá la que más le proteja.
Fuente: www.arcadenoe.org

4/21/2013

Niños y razas de perro que se llevan bien



Niños y razas de perro que se llevan bien: diez ejemplos de razas "niñeras"
Golden Retriever, Labrador o Collie son algunas de las razas que se pueden adaptar sin problemas a la convivencia con niños
·         Por CAROLINA PINEDO
Los niños suelen ser fans incondicionales de los perros.Los más pequeños tienen gran habilidad para integrar al perro en sus juegos: escondite o correr tras la pelota. Por lo general los perros, sobre todo si se son cachorros, también hacen buenas migas con los niños. El carácter del can influye a la hora de formar un buen tándem con el niño. La paciencia, el equilibrio y el gusto por el juego del perro son factores importantes para que niño y can se lleven bien.
Los niños son, en muchos casos, la puerta de entrada a las casas para los perros. Pero, el éxito de la convivencia con los animales depende no sólo de elegir un perro con un carácter adecuado, sino también de asumir las obligaciones y responsabilidades que conlleva su tenencia.
Un perro no tiene que ser necesariamente de una raza determinada para llevarse bien con un niño
A los más pequeños les cuesta más ayudar y participar en el trabajo diario de cuidado del perro y los adultos deben dejarlo claro antes de que el perro llegue a casa.

Perros para niños responsables

Una época en la que se suelen adquirir muchos perros es en Navidad. Y es que los niños aprovechan esta época propicia para presionar y conseguir que les regalen un perro . Está comprobado que, transcurridos tres meses, muchos de los perros regalados en Navidad, ingresan en los albergues. Así es que, hay que tener mucho cuidado con las decisiones precipitadas e irresponsables.
Un perro puede vivir 16 años; es mucho tiempo para disfrutar de su convivencia, pero también para dedicarle tiempo, dinero y sacrificar nuestra comodidad e intereses. La tenencia responsable requiere: un tiempo de reflexión y una recopilación suficiente de información sobre el candidato adecuado. De esta manera, el perro será feliz en nuestro hogar y toda la familia podrá disfrutar de su compañía .
Fuente: www,consumer.es

BICHÓN MALTÉS O MALTÉS

BICHÓN MALTÉS O MALTÉS Es vivaz y gracioso. Su cuello erguido produce la impresión de que echa la cabeza (de stop muy marcado) hacia atr...